2023 viene con regalo: FLOWERS by Miley Cyrus

“No quería dejarte

No quería mentir, (no quería pelear)

Empecé a llorar, pero luego me recordé que yo

 

Puedo comprarme flores

Escribir mi nombre en la arena

Hablar conmigo misma durante horas

Ver cosas que no entiendes

Puedo llevarme a bailar

Y puedo sostener mi propia mano

Sí, puedo amarme mejor que tú

 

Yo puedo amarme mejor, bebé

Puedo amarme mejor, yo

Miley Cyrus (Lyrics)

 

Hoy, os recibo con Flowers. Pensaba que era una canción de Miley Cyrus que se me había escapado, pero resulta que estrenó 2023 con ella. Su letra, ha ocasionado una onda expansiva MARAVILLOSA. Entre otras cosas, por el regalo que ofrece a muchas personas que no contemplaban ciertos aspectos del AMOR.

¿Cómo puede ser que haya personas que vean en la letra de Miley un absoluto descubrimiento? Algo que no habían contemplado DE VERDAD hasta escucharlo de sus labios. Y es que no hay nada como una fuente como ella, estandarte de la rebeldía y la libertad, Fénix absoluto del mundo discográfico, para darle la solidez que requiere el mensaje para que cale.

Y estas sacudidas son mas necesarias hoy que nunca. El ser humano jamás ha estado tan conectado y a la vez, tan solo. Empujado por el sistema al mal llamado progreso, está involucionando en los aspectos mas importantes del ser.

Cuando les pregunto a mis maestros emocionales cuántas veces de pequeños les insistían en que fueran amables con los demás, que les hablaran bien, que los cuidaran y mimaran, y cosas similares, todos, sin excepción, contestan que ese venía a ser el mantra educacional.

Cuando les pregunto, cuántas veces les decían con el mismo ímpetu (o sin el), que fueran amables consigo mismos, que se hablaran bien, que se cuidaran y mimaran, y cosas similares, todos, de nuevo y sin excepción, encuentran la misma conclusión: NUNCA.

¿Cómo entonces haber aprendido a amarnos sin la necesidad de aprobación del otro? ¿Cómo saber estar con nosotros mismos y disfrutar de nuestra compañía? ¿Cómo saber escuchar a nuestra pandilla interna compasivamente para, tras ello, poder comenzar a elevarnos? ¿Cómo entender que la única prioridad que existe es cuidarnos por encima de todo?

Precisamente, aunque llevo años con este mantra, esta semana, me sorprendí y lo verbalicé a una de mis maestras emocionales, ¿Cómo puede ser que tenga que realizar una amplia y elaborada argumentación para que podamos integrar la imperiosa necesidad de ser amables y compasivos con nosotros mismos?

 

Por ello, no puedo menos que agradecer a Miley por esta letra ya que llena de semillas el corazón. Nos recuerda que hemos de ser honestos con nosotros mismos y en medio de la batalla, desprendernos de la lucha, nunca necesaria, y cantarnos a los cuatro vientos:

¡Yo merezco, Yo soy suficiente, Yo soy un universo!

para comenzar a cultivar esa compasión que nos lleve a amarnos con todas las letras. Solo así, se puede amar con mayúsculas.©

Te invito a cantarla y bailarla a lo Joker por toda la casa, yo ya lo he hecho y ¿sabéis? ¡Sienta de maravilla!

 

¡Hasta el próximo abrazo!

 

 

Deja Un Comentario